Logo - Alimentos Processados

Logo - Plataforma de Inovação Tecnológica do ITAL

La Fabricación de Alimentos y Bebidas: De la Antigüedad a la Revolución Industrial

La actividad industrial en el sector de alimentos se caracteriza por la transformación de los alimentos obtenidos en la agricultura, la ganadería y la pesca, en productos alimenticios capaces de atender las necesidades y deseos de una población. Está fuertemente relacionada con los cambios que ocurren en las sociedades a lo largo de la historia, en diversas áreas como salud, economía, política, geografía, transportes, comunicaciones, tecnología, etc.

La evolución de la industria de alimentos y bebidas no alcohólicas en el mundo está marcada por hechos relevantes que auxilian la comprensión sobre la inserción de los alimentos procesados en la dieta de los brasileños. Algunos de estos hechos se presentan aquí, con carácter ilustrativo, sin el objetivo de formar un histórico de la industrialización en el país y en el mundo.

La fabricación de alimentos en las sociedades antiguas

Con fines comerciales o no, ya sea en pequeña o gran escala, cuando alimento sufre una transformación para ser ofrecido a una población, fuera del ambiente doméstico, este tipo de trabajo se considera una actividad fabril o industrial.

La fabricación de gran parte de los alimentos procesados consumidos actualmente comenzó en las sociedades antiguas. A lo largo del tiempo, se han ido alterando los modos de producción, instalaciones, insumos utilizados, tecnologías empleadas de ingredientes, procesos y formas de acondicionamiento.

A lo largo de la historia, la humanidad ha creado y consagrado los principales alimentos procesados consumidos en la actualidad. Estos alimentos pasaron del modo rudimentario y artesanal de producción para la producción masiva porque siempre hubo demanda de las poblaciones para consumir tales productos, sea por la natural necesidad de alimentarse, para disponer de alimentos conservados en períodos de escasez, para viajes, por el simple placer etc...

Siglo XVIII: inicio de la Revolución Industrial

De la segunda mitad del siglo XVIII a la primera mitad del siglo XIX, aproximadamente, el período denominado como Revolución Industrial está marcado por la rápida transición del modo de fabricación artesanal y manual para la producción industrial basada en nuevas tecnologías de procesamiento, uso de vapor como fuente energética , división del trabajo, entre otros factores. Inicialmente más predominante en la industria textil del Reino Unido, los nuevos métodos de producción se adoptaron en otros países y sectores industriales.

La industria de alimentos mundial creó varios productos que todavía se consumen en la actualidad como, por ejemplo, harina láctea (1814), cacao en polvo (1828), leche condensada (1853), carne enlatada (1860), leche evaporada (1884) (1894) cereal matinal (con flakes) y café instantáneo (1903).